viernes, 21 de agosto de 2009

La Secuencia: El Dios Más * #!@~&# ¡*



Curioso lo del tiempo…

Chronos es sin duda el más hijo de puta de las deidades grecorromanas. Con razón Francisco de Goya lo imaginó (con su nombre romano) comiéndose a sus propios hijos.
Juega con nosotros a su antojo fastidiándonos siempre que puede.
Así. cuando estás a gusto, pasándolo bien, las horas vuelan sin que apenas te des cuenta, pareciendo acortarse el agradable momento y, sin embargo, cuando el momento es desagradable parece detenerse el tiempo. Una jugarreta que el Dios griego maneja a la perfección.

Cuando eres un crío el tiempo se vuelve lento, los días se hacen interminables y sin embargo, cuando creces y ese tiempo se vuelve cada vez más necesario, el cuello del reloj de arena se ensancha volviendo el aparato medidor casi cilíndrico.
Y nos agarramos a una vida que nos lleva rápidamente hacia ningún sitio y que apenas nos deja mirar los paisajes que vamos dejando a un lado.

En esta secuencia del comic Paso al Noroeste de Scott Chantler, Chronos se las apaña una vez más para casi paralizar el tiempo por completo, eternizando el desagradable momento que viven Charles Lord y su hijo, cuando nada se tienen que decir.

Un saludo.

3 comentarios:

J.A.Rubio dijo...

Gran explicación sobre la visión humana de lo que es el tiempo, pero en mi opinión solo somos nosotros y nuestro retorcido cerebro, los que creamos estas paradojas temporales.

Crowley (www.tengobocaynopuedogritar.blogspot.com) dijo...

Muy buen post y muy buena reflexión sobre el tiempo para nosotros.
Saludos

Angux dijo...

J.A.Rubio, Crowley.

J.A.Rubio es muy posible que seamos nosotros los culpables.. pero a alguien hay que cargarle el muchuelo ¿Y quien mejor que un dios antíguo? ;)

Crowley, muchas gracias.
Este tipo de reflexiones no es dificil de hacer nada más terminar las vacaciones..
* #!@~&# ¡*